miércoles, 20 de septiembre de 2017

Filetes de Pechuga de Pollo Rellenas de Jamón y Queso

Los veranos de mi niñez transcurrieron en la playa. Todos los recuerdos que tengo, son de aquellos años en los que mis padres nos llevaban cada tarde a disfrutar del mar. Otras veces  íbamos a pasar el día entero y era cuando mi madre preparaba la cesta de la comida. Allí había de todo, la tortilla, tomates con sal, pimientos fritos, pollo empanado...  Lo rico que nos sabía todo,  después de una larga mañana jugando, saliendo y entrando del agua.

 Esos años se fueron pero permanecen conmigo, y muchas veces, parece llegarme el olorcillo que desprendía aquel cesto de mimbre.   

Si me gustaba la tortilla, más me gustaban los filetes empanados.  Mi madre los rellenaba de jamón y queso y nos sabía a gloria bendita.   

filetes_empanados
  
INGREDIENTES
  • filetes finos de pechuga de pollo
  • lonchas de jamón york, fiambre de pollo o de lo que tengas en casa
  • lonchas de queso
  • huevos
  • harina de trigo
  • pan rallado
  • 1 limón
  • sal
  • aceite de oliva

pechuga_empanada

PREPARACIÓN

En un bol pon a macerar los filetes de pollo con el zumo del limón durante un par de horas, tapado con papel film. Mejor ponerlos en el frigo mientras tanto.
Saca y escurre los filetes transcurrido ese tiempo.
Sobre una tabla de cocina, estira los filetes con un rodillo. Pon encima una loncha de queso y otra de jamón ( yo puese fiembre de pollo que era lo que tenía a mano ). 


Tapa con otro filete de pollo. Los aplastamos un poco por los bordes para que queden más pegados.


 Cada uno de ellos lo iremos pasando por harina, huevo batido y pan rallado.


Pon a calentar abundante aceite en una sartén. Ve friendo en é los filetes empanados y rellenos.
Saca a un papel absorvente para quitar el exceso de aceite.

Puedes servirlos con una ensalada si estás en casa y si te los lleva a la playa,  solamente espero que los disfrutes tanto como yo cuando era niña y mi madre...

pollo_empanado

                          
pollo_empanado

26 comentarios:

  1. Hola guapísima !!!
    Es que la comida en la orilla del mar, sabe mejor, pero con diferencia ¿verdad? Me has abierto el apetito, y eso que estoy a punto de irme a la cama, así que pasaré a por un yogur que veo que si no, va a ser imposible conciliar el sueño jajaja
    Oye una receta muy rica, en casa también le ponían limón, ajo y perejil y nos rechupeteábmos hasta los dedos. Siempre saben a poco.
    Ay las madre, cómo sabían lo que nos iba a gustar. Hasta hace poco tuve guardada la cesta de mimbre que nos llevábamos a la playa, toda una institución en casa.
    Me han encantado tus filetes, y sin cubiertos ni nada, que con las manos están más ricos jajaja
    Besotes gordos mi niña.

    ResponderEliminar
  2. Yo aún los sigo haciendo para los dias de picnic, playa en verano y campo en invierno, y como bien dices nos saben a gloria bendita. Hay cosas que aunque pase el tiempo no es imposible desprendernos de ellas, no hay porqué, son muy buenas.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Los filetes empanados siempre son un clásico cuando hay que comer fuera de casa...cada una tenemos nuestro truco o variante, los que nos traes con la receta de tú madre tienen que estar muy jugosos y a tí además te sabrán a gloria por todos esos recuerdos.

    BESOS

    ResponderEliminar
  4. A mi me pasa igual con los olores de antaño, me vienen mucho a la mente, te han quedado maravillosos y mira nunca los he rellenado así y no se porque porque se que triunfan seguro, te han quedado para zampar este medio día junto con una ensalada de luno......Bess

    ResponderEliminar
  5. Elisa las recetas con sabor a buenos recuerdos son las que más nos gustan ¿verdad? por muy sencillas que sean son las que comeríamos una y otra vez. Gracias por estos filetes, pero sobre todo gracias por compartir con nosotros esos bonitos recuerdos.

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  6. Ayyyy cuantos recuerdos!!! aunque es mi menú todos los sábados y domingos playeros, me encanta.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  7. Recuerdo la empanada gallega que hacía mi mamá el sábado a la noche y que al día siguiente llevaríamos a la playa.
    Me encantó la manera en que has aplanado los filetes.
    Besos
    http://siempreseraprimavera.blogspot.com.ar/2017/09/el-restaurante-mas-caro-del-mundo.html

    ResponderEliminar
  8. Quien no ha llevado un filete empanado a la playa al río o al campo ,esos olores y sabores se quedan siempre con nosotros , me encantan tus filetes ,algunas veces tambien los rellenos aunque no suele ser a menudo
    besitos

    ResponderEliminar
  9. Querida Elisa, me encantan estos bocados que traen a nuestra memoria recuerdos tan entrañables, no creo que haya familia de nuestra generación, que no llevara la tortilla y los filetitos empanados a la playa, o el campo.
    Precisamente hoy, regresando de El Portil, le comentaba a mi marido, la de veces que mi madre llenaba la cesta y mi padre nos llevaba en el 127 a pasar el día en los pinares (en invierno) de camino a El Rocio, o a la playa
    de Matalascañas (si era verano)
    Por supuesto que me apunto a tus filetitos, que tiene una pinta de ricos, que no se puede aguantar.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  10. ¡Qué rico! Me gusta el filete empanado, ya preparado con su jamón y queso es para chuparse los dedos. Sí que huelen estupendamente al llevarlos y abrir el recipiente; por un momento me he trasladado yo también al pasado.
    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Hola preciosa! Aquí estoy de vuelta, ya me tocaba pero hija, qué pereza, jajaja. Espero que hayas pasado un verano estupendo, y todavía quedan días para disfrutar.
    Qué recuerdos los días de playa de la niñez, con la tortilla, los filetes empanados que nunca han estado tan ricos como entonces,verdad? Creo que me estoy haciendo mayor, en serio... pensar ahora en pasar un día entero en la playa se me hace muy cuesta arriba, con tres horitas tengo de sobra, pero de niña nunca me cansaba! Pero me siguen gustando los filetes empanados, y rellenos de jamón y queso el pollo está súper jugoso, así que me encantan!
    Bueno linda,un beso enorme y nos leemos como siempre.

    ResponderEliminar
  12. Pues "curiosamente" Elisa el filete empanado no suele estar en mi mesa, tomo nota, a ver si cuando regrese de Bilbao lo experimento que ultimamente curro muy poquito en la cocina.

    ResponderEliminar
  13. A mi peque le encantan las pechugas de pollo rebozadas y seguro que con esta receta se vuelve loca. Un besote y feliz fin de semana!!

    ResponderEliminar
  14. Que ricoooooooooooos en casa seguro que nos encantan mira que nos gusta el pollo y asi no me ha dado por hacer las pechugas nunca.
    Seguro que estan de muerte relenta no lo siguiente ,te ha quedado un plato de relujo.
    Bicos mil y feliz finde wapa.

    ResponderEliminar
  15. Como no te van a saber a gloria bendita, si me estan sabiendo y oliendo a mi, desde aqui, solo con verlos. Que buenos niña.
    Besos. Lola

    ResponderEliminar
  16. Una ensalada y estas pechugas, la cena perfecta. Besos.

    ResponderEliminar
  17. Hola guapísima, las recetas que hacían nuestras madres ( si cocinaban bien , claro) siempre las mantienes en tu recuerdo, la mía es una gran cocinera. Pero las recetas sencillas del día a día son las que más nos vienen a la mente con fuerza. Ese pollo relleno y tan crujiente debería estar increíble, al menos así se puede apreciar en la sugerente foto. Besos .

    ResponderEliminar
  18. Quiero unos filetitos de estos por favor con un poco de mayonesa es mi perdicion. Que pinta tienen querida amiga. Besos

    ResponderEliminar
  19. Aquellos maravillosos años eran sin duda los mejores! No nos preocupábamos por nada y la diversión era nuestra prioridad. Me has llevado a los picnics que hacíamos nosotros también, qué ricos momentos! No teníamos las pechugas de pollo rellenas de tu mami pero sí el pollo frito frio de mi padre jeje! Qué delicia todo! Me gustan mucho las pechugas rellenas, son como los cordons bleus un poco, lo único el toque de limón de la maceración que tiene que quedar muy bien ;) Un besito fuerte y feliz fin de semana!

    ResponderEliminar
  20. Es que están muy ricos! No me gusta olvidarlos por causas de la dieta, prescindimos de muchas cosas buenas ya. Fueron tiempos muy bonitos, en la playa hasta un bocata de sardinillas sabía a gloria, jjj. Aquellos tiempos de nuestra infancia y adolescencia nos lo permitían pues no había nadie en los alrededores y estábamos como en casa, a nuestras anchas. Me parecen deliciosos. Besitos guapísima.

    ResponderEliminar
  21. ¡Qué buenos!. Me han encantado.
    Creo que los voy a hacer bien pronto, me parecen riquísimos, fríos o calientes.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  22. Elisa, también me has traído muchos recuerdos de esos filetes empanados que hacía mi tía y nos comíamos en la playa, sabían a gloria bendita!! Como estos que tus nos presentas, más sabrosos gracias al jamón y el queso

    Abrazos y buena semana!!

    ResponderEliminar
  23. Que recuerdos más entrañables guardadas de los días de tu niñez Elisa,seguro que la cesta llegaba a casa vacía.
    Los filetes empanados ,van muy bien cuando vamos a comer al aire libre y de esa manera rellenos tienen que estar muy ricos.
    Un beso

    ResponderEliminar
  24. Hola!! hace tanto que nos lo como, y me chiflan, así que viendo los tuyos me tengo que poner las pilas y hacerlos de nuevo. Qué colorcito te ha quedado más chulo, me encantan! están llamándome, jeje, muchos besos :)

    ResponderEliminar

Encantada de recibir y leer tus comentarios. Me importa mucho tu opinión y me ilusionan tus visitas
¡ Muchas gracias y vuelve pronto !

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...